7 errores más comunes en la depilación

errores depilacion

Tanto mujeres como hombres apuestan por la depilación, un método que nos ayuda a eliminar el vello del cuerpo y a que podamos tener una piel más lisa y suave. Muchas personas apuestan por la depilación en casa, sin embargo, no consiguen buenos resultados porque llevan a cabo errores muy habituales y muy comunes.

En este post del Centro de Estética Lidia Sánchez queremos descubrirte cuáles son los errores más comunes en la depilación para que, así, puedas reconocerlos y evitarlos. ¡Toma nota!

Errores en la depilación que debes evitar

Depilarse es un cuidado personal que realizamos habitualmente. Sin embargo, los resultados que obtenemos con la depilación en casa son muy diferentes a los que obtenemos cuando nos depilamos en un centro de estética profesional. Hay varios motivos para estos resultados tan dispares: por un lado, una profesional SIEMPRE conseguirá cuidar mejor tu piel y eliminar el vello; y, por otro lado, una experta sabe exactamente cómo hacer la depilación para que sea efectiva y duradera.

Para que puedas mejorar tu técnica, a continuación te dejaremos una lista con los errores más comunes en la depilación. ¡Aquí los tienes!

Exponer la piel al sol cuando te acabas de depilar

Mucho cuidado con esto. Tenemos tendencia a depilarnos minutos antes de ir a la playa y eso es un gran error. Ten en cuenta que la piel recién depilada está más sensible y, por tanto, debemos protegerla al máximo para no dañarla. Los rayos UV del sol pueden afectar nuestra dermis y hacer que los poros se irriten; por tanto, lo mejor es que siempre te depiles por la noche o por la tarde, horas previas a acudir a la playa o a la piscina.

Depilación por la mañana

Otro de los errores más comunes en la depilación es hacerlo a primera hora del día. ¿Por qué? Porque justo cuando nos despertamos, nuestro cuerpo está más hinchado debido a la retención de líquidos que tiene lugar mientras dormimos. Por tanto, si nos depilamos justo al despertar, podemos hacer que la depilación no sea tan efectiva y que no logremos un resultado suave y completo. Para evitar esta situación, nada mejor que depilarse por la tarde o por la noche.

No cuidar la piel antes de la depilación

Debes tener en cuenta que el proceso depilatorio es delicado y un tanto agresivo para nuestra piel, por ello, debemos brindar una serie de cuidados básicos que permitirán que la agresión sea la mínima. En este sentido, es altamente recomendable exfoliar la piel antes de la depilación para que, así, nuestro cuerpo esté totalmente limpio, sin impurezas y sin células muertas. Además, al exfoliarnos reducimos el riesgo a que nos aparezcan vellos encarnados. ¿El resultado? Una depilación más duradera y con mejores resultados.

La temperatura de la cera

Seguimos conociendo los errores más comunes en la depilación para hablar, ahora, de la temperatura a la que sometemos la cera para realizar este tratamiento de belleza. Tienes que evitar que esté demasiado caliente porque podría quemarnos y dejarnos una fuerte herida que, después, se puede convertir en una marca en la piel. Además, la cera muy caliente también reseca la piel y hará que se vea menos sana y más apagada. Apuesta por una cera que esté caliente, pero que no llegue a quemar para, así, tener una depilación sana.

No hidratar la piel

Al igual que tenemos que cuidar la piel antes de la depilación, también tenemos que conocer los cuidados básicos para después de la depilación. En este sentido, bastará con que sepas que la piel tiene que hidratarse profundamente cuando terminamos con la sesión. La hidratación te ayudará a que el cuerpo esté más suave y protegido, por lo que no aparecerán granitos, rojeces ni irritación.

Dejar crecer demasiado el vello

También debemos destacar otro de los errores más comunes en la depilación: dejar que el vello sea demasiado largo para eliminarlo. Hay una teoría que dice que, para poder aplicar la cera, tenemos que tener el vello largo. Pero una cosa es que esté largo y otra cosa es que esté demasiado largo. Si no quieres sufrir demasiado dolor con la depilación, evita que crezca demasiado porque piensa que cuanto más largo esté, más grueso será y más dolor generará.

Depilarse zonas con lunares o verrugas

Terminamos con otro error muy habitual y es no tener en cuenta las características de nuestra piel. Si tenemos una zona con lunares o con verrugas, no deberemos depilarla; tampoco las zonas quemadas o irritadas. En estos casos, lo mejor es acudir a un centro de estética profesional como el nuestro y que sea una experta quien se encargue de tu depilación.

Depilación con láser: la depilación definitiva

Si quieres despedirte de una vez por todas de la depilación, nada mejor que apostar por la depilación láser, el método más popular de la actualidad y que te ofrece resultados permanentes.

En el centro de estética Lidia Sánchez te ofrecemos una gran variedad de bonos de depilación láser diodo para que puedas eliminar el vello de tu cuerpo para siempre. Es un método que apenas es doloroso y que, en pocas sesiones, conseguirás eliminar el vello de raíz y que no nazca más.

Dependiendo del cuerpo de cada persona, las sesiones que se necesitan van de 4 a 8. Después de ello, tendrás que hacer una o dos sesiones de mantenimiento al año ¡y ya está! Podrás lucir un cuerpo libre de vello para siempre.

Contacta con nosotras y te informaremos de todas las ofertas y los precios que tenemos para ti.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.